Aviso

En la noche de Halloween, en el comercio ubicado en la antigua discoteca «Magara», los propietarios repartieron entre los niños una bolsa colorida que resulta ser un producto para plantas, fácilmente confundible con golosinas.
El Ayuntamiento comunica:
1. Éste establecimiento no estaba incluido en el recorrido oficial.
2. A pesar de que en el comercio se advirtió que no era un producto comestible, a título preventivo se ruega a los padres que comprueben que sus hijos no adquirieron dicho producto pensando que eran chucherías.
3. Se ha solicitado investigación a la Policía Local sobre el asunto.

 

golo


Noticia del Ayuntamiento de Dúrcal.

Compartir

Deja un comentario